lunes, 13 de febrero de 2017

(un caracol)




















un caracol
no es sólo un caracol
es necesario
permanecer en la hierba
y asumir lo pequeño
para escribir
su memoria de esqueje
y su secreta lógica
es necesario
caminar con su concha
y sus elongaciones
para escribir
su alma insondable
no amanecida
que como tú
agradece lo puro

un caracol
no es sólo un caracol
es un principio
para volverse niña
(o gusano
o manzana)
para volverse
con palabras que reptan
una ternura.

                                                [a Martina]
foto: noelia palafox

7 comentarios:

María Socorro Luis dijo...


Que bonito. Y que esperanzador...

que esí sea, la evolución de una ternura.

Molbesos, Paloma. Y mi caziño siempre

María Socorro Luis dijo...


Perdón, tengo que cambiar mi teclado y llamar al orden a mi despiste.

fcaro dijo...

Carne escindida entre la avidez de lo claro y el temor que esconde.

Marisa dijo...

La sensación de ver
lo puramente bello.

Un gran abrazo

Licaón dijo...

Y seguirá insondable su esencia, e intacto su mensaje, para el ojo que se pare a leer :) Precioso poema

¡Un abrazo!

Miguel Ángel Curiel Nuñez dijo...

A veces como Emily, atrapando en pocas palabras el universo, lo abierto que carece de límites, palabra reveladas en la luz. Bello siempre.

mailconraul dijo...

¡La vida que obviamos sobre la hierba!

Buscar este blog

FEEDJIT Live Traffic Feed